¿Por qué se están criando jóvenes inútiles sin darse cuenta?

Hoy día los hijos muestran una actitud irresponsable y despreocupada en muchos asuntos. Los padres se sienten frustrados y muestran no tener control sobre sus hijos. Aunque a través de diversas generaciones los jóvenes han mostrado ciertas actitudes, las de este tiempo son  preocupantes.

Generación dependiente

Aunque la juventud actual alardea de ser independientes, lo cierto es que cada vez dependen más  de otras personas. Pero no solamente dependen de otras personas, sino también de ciertos aparatos electrónicos, como el celular o la Tablet.

Pasan todo el día pegados a estos aparatos, conectados en redes sociales, viendo películas, series o enviando mensajes de texto. Por ello a muchos adolescentes se les hace prácticamente imposible vivir sin estos aparatos electrónicos.

Dispositivos electrónicos

El celular ha llegado a ser para los jóvenes una extensión de sus manos, llevándolos a todo tiempo  con ellos. Están todo el día pendientes de los mensajes de texto, enviando también sus mensajes y navegando por el internet.

Redes sociales

La forma de comportarse de los hijos está siendo influenciada de manera significativa por el uso de redes sociales. El Twitter y el Facebook son redes en las cuales los jóvenes se mantienen muy ocupados. El hecho de querer enterarse de algunos acontecimientos o sucesos de la vida de otras personas, los mantiene absortos.

Además, al usar estas redes de manera irresponsable pudieran exponen sus vidas a personas que no son deseables. Cuando los hijos no comparten a nivel personal con otros sino solo por estos aparatos electrónicos, afrontan graves consecuencias sociales.

El papel de los padres

Aunque los hijos llevan la mayor responsabilidad en lo que se refiere a sus conductas, los padres también son responsables. A medida que los hijos van creciendo, los padres deben ir moldeando qué tipo de personas serán. Los padres deben enseñarles principios y valores para ayudarlos a ser responsables.

El ejemplo que los padres puedan estar dando, en cuanto ser personas honradas, trabajadoras y respetuosas, es importante. Los hijos suelen imitar lo que ven más que lo que se les pueda decir con palabras.

Indulgencia

Todos los padres deben estar conscientes que sus hijos cometerán errores. Sin embargo, no todos pueden pasarse por alto o disculparse, dándoles poca importancia. La disciplina en algunos  casos es necesaria para que los hijos aprendan que todo acto malo trae consecuencias. El que los padres sean indulgentes siempre pudiera convertir a los hijos en unos ingratos y orgullosos.

Falta de autoridad

Los hijos deben entender con claridad quiénes poseen la autoridad en el hogar. No deben permitir que los hijos hagan los que les plazca sin imponer límites  a su conducta. Al establecer reglas razonables y hacer que se cumplan, dejarán claro en los jóvenes quiénes poseen la autoridad. Por ejemplo, las horas de llegada a casa o la hora para irse a dormir tienen que cumplirse.

Los padres nunca deberían establecer reglas y luego no darle importancia si sus hijos no llegan a cumplirlas. El permitir que se violen algunas reglas sin recibir disciplina haría que los hijos se envalentonaran a violar otras reglas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigues utilizando este sitio asumiremos que estás de acuerdo. Más información